BANNER SOMMELIER

ALMA SINGER TAKE ME OUT

Buena Semillla

  • 23/8/16 -

PLAY | The Calculation – Regina Spektor


En mi cabeza superpoblada de información y caras, conocí a Laura Gobbo en el evento de networking de La MiniPymer de este febrero (y recuerdo haberme impresionado zarpado con la idea que había desarrollado el grupo al que ella pertenecía); pero la realidad es que a Lau, todas las MiniPymers la conocimos antes, y esta emocionante presentación en su mail lo confirma…

Soy Laura, soy Semilla Delivery Natural ¡un producto 100% Minipymer! ;) La verdad es que el taller de Start Up del año pasado me dio un empujón que me hizo pensar, rearmar y animarme a salir.

Caro, Pali, Rina y Romi: ¡lloremos emocionadas! :D Y vamos a ver qué resultó de su reorganización emprendedora…


Mi recorrido es muy ecléctico: soy Licenciada en Comunicación, trabajé durante más de 10 años liderando áreas comerciales en multinacionales, soy profe de Yoga, viajé e hice un posgrado en Barcelona donde aprendí mucho de comercio Justo, movimientos ecológicos y ecofeministas. Lo más me gusta es poder comunicar de una forma estética y clara los proyectos y productos sustentables que hay en nuestro país para conectarlos con más personas en la ciudad. En Semilla Delivery Natural pude juntar lo que me gusta y ver que va tomando forma.



Soy vegetariana desde hace más de 15 años y pasé por muchas etapas: desde no tener idea como reemplazar alimentos y  vivir a harinas, hasta probar diferentes corrientes como macrobiótica, ayurveda, raw food, veganismo, etc.  Y lo que descubrí, es que más allá del tipo de alimentación que uno elija (inclusive carnívora), lo que realmente hace la diferencia es priorizar alimentos naturales, libres de agrotóxicos, producidos con conciencia, a los ultraprocesados, llenos de azúcares e ingredientes impronunciables que hay en los supermercados.


Semilla nace de la necesidad de comer mejor en la ciudad. En un mundo cada vez más rápido y con mucha variedad de ofertas industriales, facilitar el acceso a alimentos de pequeños productores agroecológicos y orgánicos con consumidores conscientes en la ciudad, se volvió nuestro objetivo principal.


La idea partió de una necesidad muy personal, hace casi dos años, y vio la luz hace poco más de uno. En nuestra casa somos consumidores de productos agroecológicos y nos encantaba ir a las ferias (que por suerte cada vez son más en la Ciudad) pero la realidad es que no siempre teníamos el tiempo o debíamos ir a más de una para conseguir los productos que nos gustaban.

Y pensamos: ¿qué tal si replicamos el concepto de la oferta de la feria y lo sumamos con la idea urbana del delivery? Y así surgió SEMILLA DELIVERY NATURAL.



Y Semilla brotó rápido y fuerte. El trabajo puntual de Lau dentro de Semilla es elegir los productos, contactar a los productores, realizar la comunicación y control de stock, y la comercialización en general; mientras que su marido Juan se ocupa de los números y la logística. Además cuentan con la ayuda una persona que se ocupa del armado de pedidos y stock.




Semilla no se trata solamente de un listado generoso de productos para facilitar una amplia variedad de alimentos y productos para el cuerpo orgánicos; también tiene su valor puesto en su marca. Lau y Juan crearon una identidad visual propia y buenísima, invirtieron en una producción de fotos espectacular (las fotos que nos rodean son de Nicolás Colledani, ¡fotazas!), y además se ocupan de alimentar a sus redes sociales (Instagram y Facebook) con recetas propias y versionadas + tips de alimentación + ideas para organizar la alacena y saber qué comprar. Semilla planta en tierra cómo incorporar estos alimentos saludables de una forma original y cotidiana. Y disculpen que cite este bombo, pero las MiniPymers nos merecemos este mimo :D

Participar en las charlas y talleres de La MiniPymer le terminó de dar forma a la idea y me ayudó a organizar las prioridades: imagen de marca y aspectos legales y formales.

Acá es cuando un STOP y dejo pasar esta información: Lau quiso convidarme la experiencia Semilla, así que muy generosamente me invitó a elegir productos de su lista de compras (sin precios, ¡toda una dama!), y el día pautado, dentro del horario pautado (dato no menor), apareció en casa con un pesado paquete lleno de productos para producir comidas orgánicas y saludables + varios productos de cosmética natural…




La bolsa de papel se corona con la postal Semilla, una maravilla tan linda que tengo una pegada en la pared de mi estudio (bien por Lau que entendió que, para vender, las buenas fotos SON TODO, y bien por Lau que compró esta foto en un banco de imágenes).



Veamos qué hay detrás de una tienda online bien nutritiva, cuyo mantra es #máscomidarealymenospaquetes…


El trabajo más lindo y gratificante es buscar por todo el país pequeñas cooperativas, familias y emprendedores que producen cuidando la tierra, no usan pesticidas ni agrotóxicos, y tienen un pago justo por su trabajo.

Las personas que compran en Semilla saben que la yerba viene de una cooperativa yerbatera pequeña de Misiones y que se seca durante un largo tiempo; que la harina se produce en un molino familiar orgánico de Carlos Keen; que la quínoa se cultiva en la Puna y que los bálsamos de labios y los jabones se hacen con miel y esencias orgánicas del Delta. O que hay una época para la mermelada de frutilla y el arroz yamaní, porque los productos tienen su estación.





Estos son algunos geniales jabones y productos de bienestar que vinieron en el primer pedido, ese generoso regalo que Lau me envió para agradecer y para que yo pudiera vivir la experiencia Semilla :) ¡No se imaginan la suavidad de estos jabones, y sus fragancias!  



Conocer el origen de nuestra comida, saber quién la produce, respetar los ciclos naturales y apoyar con nuestra compra a cooperativas y familias productoras, es una nueva forma de consumir: un consumo consciente y saludable.


Porque cuando nos conectamos con lo que comemos, somos conscientes del cambio que se genera en nuestro cuerpo. Y ese es el cambio que planta una semilla: la de querer (comer) vivir mejor. Ser precursores de ese cambio es nuestro aporte, la manera en la que plantamos en tu vida esta semilla.


 ¡Semilla plantada en casa! 

¡Muy bien plantado, Semilla! ¡Es cierto! Con Mr. P disfrutamos mucho de todos los deliciosos regalos que nos enviaron los chicos en la primera entrega, y lo disfrutamos tanto que ya marchamos un segundo pedido (inspirado por el post que sigue), y ya pronto estoy por hacer el tercero. Entramos en un círculo virtuoso del que no pienso salir :)


Y ahora bien, vamos a lo práctico, ¿qué tipo de productos podemos comprar en esta tienda online?

Actualmente nos dedicamos a productos de almacén, cosmética natural y algunos accesorios de cocina (como la bolsa para leches vegetales), pero nuestra idea es crecer sumando frutas y verduras, y elementos de cocina hechos también por pequeños productores. 

¡Bien! ¿Y saben cómo comprar y mejorar su calidad de alimentación? ¡Muy fácil! Ingresan su pedido en la recientemente lanzada web / tienda online (diseñada por los genios Euge y Javi de Volando Bajito), y luego coordinen la entrega por mail con los Semillos. El delivery funciona dentro de CABA y llega hasta Zona Norte; y como les había comentado antes, Semilla comparte contenido interesante y muy buenas recetas a través de sus redes sociales, Facebook e Instagram. Digo, como para que no tengan excusas para no comer bien la próxima vez que planeen una comida en casa ;) ¡Vaya panzada que nos dimos nosotros el primer almuerzo Semilla!


Tomates deshidratados.


Aceitunas negras de San Juan que son una locura de ricas.


El infaltable sésamo


¡Aaaay, no saben lo que eran esos morrones en conservaaaaa!


Esta Semilla dio frutos en nuestras vidas, y no se trata solamente de la certeza de recibir buenos productos, de buena procedencia y en buen estado. Se trata de apoyar el trabajo de una chica ecléctica y de su marido, dos abanderados de un tipo de vida más amable con la tierra, la gente y nosotros mismos. Tomen, les dejo la primera Semilla, vean si brota en ustedes…



¡Muchísimas gracias Lau (y Juan) por compartir su historia y su tan noble y recomendable propuesta!



Semilla


Todas las fotos de Semilla (o sea, las que están muuuuy buenas) son de Nicolás Colledani.

Las fotos caseritas son mías :)




3 comentarios

  1. me encantó Semilla!!! cada vez mas importante darle bola a lo que comemos!

    ResponderEliminar
  2. Quiero llorar de la emoción!!!! buaaaaaaa!!!!! que alegría!!! gracias Lau por semejante alegrón!!! te deseamos todo el éxito y acá estamos para todo lo que podamos ayudar... mil gracias por compartirlo!!! y gracias alma singer :)

    ResponderEliminar

For the love you bring won't mean a thing, unless you sing, sing, sing.

© Alma Singer
Diseño:Maira Gall.