BANNER SOMMELIER

ALMA SINGER TAKE ME OUT

Buenas conversaciones (y recetas) desde Cocina Central

  • 1/6/15 -

PLAY | Smile – Lily Allen

Todos sabemos por qué seguimos blogs, por qué esperamos sus posteos con ansias y por qué disfrutamos sumarnos a sus aventuras. Cada uno tendrá su razón, yo encuentro que la mía es conectar con esa esencia auténtica de quien está del otro lado, y justamente encuentro que Paula Montenegro, autora de Cocina Central y gran amiga de la casa, es tal cual escribe en la vida real. ¿Se acuerdan de Pau, autora del post de recetas para almuerzos de home office? Sí, correcto, es ella. Es esa genia de la vida. Bueno. Con dos cafés tête-à-tête en nuestro haber, puedo asegurarles que la frescura de sus posteos es tan real como su conversación en la vida 3D, que su asombro por los resultados de una receta tiene coherencia con el brillo de sus ojos cuando te cuenta algo entusiasmada, y su generosidad en pasarte hasta el más mínimo dato y consejo para que cualquier plato nuevo te resulte tiene una conexión directa con el trato amable y enriquecedor que se entabla cuando compartís una tarde con ella. Hoy encontré la forma de invitarlos a toooooodos a sentarse en una linda mesa de un lindo café con nosotras para “escucharla” en vivo y en directo. Verán que todo lo que digo es cierto ;)







Antes de empezar, llamemos al mozo. ¿Qué quieren para tomar? Yo podría ir por el lado del café con leche y una canasta repleta de tostadas de pan casero, pero como este post es motivo de festejo, igual me pido otra cosa ;)





Con mi trago en la mano, brindo por nuestra invitada de honor…

Yo soy Paula, originariamente de Córdoba; tonada no tengo nada, lo que sí tengo es una obsesión a la que llamo hobby, que es la cocina. Una foodie con todas las letras si están muy en el tema.







Es raro presentarte en un blog como el de Vero - perdón, mega blog - sin un poco de timidez, teniendo en cuenta que ella es una persona tan generosa como pilas, y que te dice ‘el espacio es tuyo, usalo como quieras’. Pero Vero es así, un alma que anda por la web ordenando ideas y bajando a tierra proyectos y ganas de crear de todos los que aportamos un granito de arena. Ella te trae la carretilla llena, ponele.

(Mi mamá le paga a Pau para que diga esas cosas tan lindas… ¡y exageradas jajaja!)
  

Tengo distintos niveles de interés, pero amo la pastelería, cocinar con licores y harinas alternativas, hacer condimentos, los frutos y frutas secas y usar levadura de una manera que no es normal (no, en serio, me puedo quedar metida en mi casa haciendo esos panes que tardan dos días sin pestañear), puedo pasarme horas y horas buscando una receta entre los libros y revistas que tengo (que es una cantidad difícil de blanquear sin que me dé vergüenza), y estoy ahí de que se me caiga una lágrima porque finalmente encontré aceite de coco en el barrio chino. Claramente una obsesión.

(Acá está entusiasmo de niña con chiche nuevo que les comenté. Pau es de felicidad muy simple de alcanzar, y eso, en los tiempos que vivimos, es admirable…).





La comida une. Une gente, une ideas, une sensaciones. Yo me pierdo un poco cuando no puedo cocinar seguido, llevar algo para comer a lo de algún amigo o a la oficina (casi un ritual de los lunes), o irme de 'shopping' al barrio chino, que lo hago poco porque en mi caso es la muerte, no tengo control. Ni te preocupes por los zapatos y la ropa, yo estoy en la góndola de condimentos y bowls pintados a mano.




NECESITO probar esta receta en los próximos días. ¡La vengo encajonando desde hace demasiado tiempo!

Mi vida bloguera empezó un día de San Valentín hace tres años, cuando mi primer blog en inglés salió a la luz, con una receta de apple crisp (crocante de manzanas) que fue la primera que me enseñó mi abuela, y fotos chiquitas con muy mala luz. Algún tiempo después empecé con Jengibre Azul, que, por razones aburridas de contar, al tiempo mutó en el blog de cocina que escribo hoy en día, Cocina Central. Me quedo corta con cualquier adjetivo que use para explicar el inexplicable placer que es ser bloguera.  Es un mundo que no dimensionás que existe hasta que formás parte de él. Tanta gente increíble (lectores y bloggers), tanta creatividad, talento, buena onda y generosidad que explota de manera permanente por toda la web.




Siempre pensé que iba a ser sólo recetas, y en gran parte lo es. Nada me gusta más que probar hasta ir encontrando la receta que considero inmejorable. Y si no la encuentro, lo uso de excusa para seguir probando. Como les cuento más arriba, mi pila de libros y revistas de cocina es tan grande, pero tan grande (tipo 350 libros y 300 revistas, ponele, por tirarte un número) que al final termino coincidiendo con un amigo mío que me dijo 'si hicieras una receta nueva cada día el resto de tu vida no llegás a usar ni un cuarto de las que tenés', y eso fue hace más de diez años cuando la pila era tres cuartos de lo que es ahora. Ustedes saquen las cuentas. Y las conclusiones sobre mi locura.

(Mandíbula abierta hasta el piso: ¡esta groupie te demanda una foto de esa colección de libros y revistas!).




¡Mozo, otro café para todos!

Pero últimamente tengo escritos a medias posts sobre cómo hacer o usar distintas cosas, por ejemplo cómo organizar los blogs que leen, cómo leer una receta, cómo usar google+, y cosas así. Esto va a hacer más interesante leer Cocina Central, y espero que más dinámico. Más allá de eso, lo que seguro tiene que seguir pasando es que podamos conectarnos desde lo que nos gusta, ya sea como blogger o como lector.

(Nota de color: Pau es súper techie, es de esas que habla el mismo idioma que Google y sabe cómo mover un blog para que realmente llegue a mucha gente. Les aseguro que muchos vamos a esperar con muuuuuuuuuuchas ganas ese tipo de posteos…).




Con el budín inglés con dátiles y pecans llega otro café y la cuenta. Saboreamos esta combinación de sabores tan adecuados para el cierre de un buen encuentro, y escuchamos cómo nuestra anfitriona se despide de nosotros, deseándonos una muy buena semana y diciendo un par de cosas muy lindas más acerca de mí que me dan vergüencita porque Pau es muy generosa conmigo. Le devuelvo esa buena onda sincera con un sincero deseo: brindo por su Cocina Central tan genial y auténtica; brindo por su risa fácil; brindo por su entusiasmo tan arraigado por la cocina y las buenas conexiones, y claro, brindo con sus licores caseros de frambuesas, avellanas y su famoso limoncello…







¡Muchísimas gracias Pau por la charla, las recetas y la magiaaaaa, y muy bienvenida a Alma Singer!


Cocina Central



Todas las fotos de este post pertenecen a Pau Montenegro de Cocina Central


13 comentarios

  1. Wiiiiiiiiiii idola Pau!!!! Ese blog es una genialidad! Beso grande a ambas chicas!

    ResponderEliminar
  2. Es muy loco porque no la conozco a Paula, pero comentarios que van y vienen en nuestros blogs e IG, es como si la conociera un poquito. Amo sus recetas y las palabras que acompañan a sus DIVINAS fotos... enorme placer ser lectora de su blog! y como le he dicho varias veces... sus compañeros de oficina la deben amar!!! ja Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. YA tenemos que cruzarnos en algún lado! YA

      Eliminar
  3. Vero, que divino que quedó! Es tan copado estar acá, y conectarme con toda la gente que coincide leyéndote! Siempre un placer nena. Actitud frutilla for ever!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. yeaaaah! actitud frutilla para siempree jajaj! GRACIAS A VOS GENIAAAAAAAAAAA

      Eliminar
  4. Es tan fuerte la capacidad de generar infinidad de sensaciones que tienen las dos, Vero escribiendo sobre Paula y Pau con esas fotos y esas recetas dignas de un libro. Quiero probar todo! Las aplaudo a los dos por que son fantásticas!

    ResponderEliminar
  5. Pau es muuuy lo más. Sus recetas son definitivamente infalibles (probé muchas y tengo millones en la lista de pendientes). Sus fotos son tremendas! pero lo que mas me gusta es leer su blog. Pure passion!
    Genia Paula y genia Vero! besos a las dos!

    (Vero P., hay q coordinar encuentro!)

    ResponderEliminar
  6. Bueno qué decir después de tanta magnitud culinaria!!! una genia con todas las letras y a veces no es necesario conocerse personalmente para adorar y admirar a alguien! Genias todas!!!

    ResponderEliminar
  7. Divino el blog de Paula porque te transmite entusiasmo, te dan ganas de cocinar!!!!

    ResponderEliminar
  8. Me voy corriendo YA mismo al blog de Pau, son terribles estos blogs que me generan la necesidad de estar cocinando y comiendo todo el dia. Por que, por que?!?! :)

    ResponderEliminar
  9. Ay chicas, me hicieron poner un poquito colorada! Y me dejaron sin palabras... si, insólito. Esto de ser blogger es increíble. Besos a todas!

    ResponderEliminar
  10. Pau es una genia lejos! Adoro su blog, fotos y me dan tremendas ganaaaaaas de juntarme con ella o algún día colaborar con su revista, que por cierto me las imprimi desde el trabajo, que no se enteren que me gaste ya 8 cartuchos!! ajajaja
    Besos a ambas!!

    ResponderEliminar
  11. muy buena onda sus comentarios chicas!!! estamos todas para una clase abierta de pau no? jajaja! ayer hice su tortilla de fideos y NO PUEDE MÁS DE LA ONDA!!! y eso que mis fideos eran eso, SÓLO FIDEOS!!! jajaja! gracias por pasar y la buena ondaaaa! y a cocinar todo el mundo :p

    ResponderEliminar

For the love you bring won't mean a thing, unless you sing, sing, sing.

© Alma Singer
Diseño:Maira Gall.