APERTURA

APERTURA
Esta semana en Alma...

CRÉDITO APERTURA

BANNER SOMMELIER

ALMA SINGER TAKE ME OUT

¿A quién no le gusta cruzar un puente?

  • 4/12/09 -


El magnífico libro Ideal Buenos Aires (2007) de Natasha Elliot & Sofía Pomar (mi biblia y el mejor regalo que me hizo mi primo Pablo ever), presenta a Sifones y Dragones dentro de su categoría Original. Más acertadas no pueden estar, ya que están recomendando una cocina con mesas atendida por su dueña, camarera y chef Mariana. Junto a Fabio, la dupla (y nadie más) activa todas las noches un espacio donde los sentidos son puestos a prueba: “¿estoy en Buenos Aires o en un reducto cool de Barcelona?”


Entonces, si bien siempre le tuve ganas a este lugar (eso de pasar casi todos los días por la puerta en camino a mi ex trabajo era determinante), recién lo conocí hace un par de semanas y con el mejor plan: una cena con mis mejores amigas (Tutina y Flopa ausentes con aviso).


Primero llegué yo (qué raro), y aproveché mi puntualidad para pedir permiso y sacar fotos. Me dejé llevar por este pequeño espacio muy bien aprovechado, por su alma vieja con onda joven, por sus recuerdos encapsulados en el tiempo, por una década entera –y feliz- que habita en estas cuatro paredes.


Hay mucho de lúdico en su ambientación, y estos son mis detalles favoritos:


Las luces de colores


Los sifones viejos, claramente dueños del lugar


Los corazoncitos Dorin’s (me hacen acordar al kiosco que estaba cerca del depto de mis nonnos)


La pipa, sola e impertérrita


El póster de Crush (¿qué tan retro puede ser? ¿qué tan poco evolucionó la publicidad?)


Cuando guardé la cámara empezaron a llegar. Timing perfecto. Primero Barbie y Pato, después Mane y finalmente Sil. Lejos de ser una cena de cotorras como estoy segura se están imaginando, fue una noche extremadamente apacible, placentera (¿cuándo no?) y deliciosa. Sí claro, hubieron algunos exabruptos –ya no me acuerdo la autora, puede haber sido Barbie o yo-, pero por suerte los vecinos más cercanos eran estadounidenses y no cazaron un soto.


Mariana nos recibió con paté de berenjenas en pan –asumo- casero, y un rato después llegaron los platos. La copita de vino, sumada al cansancio que tenía, borró de mi mente los ingredientes exactos que tenían nuestras comidas pero puedo arriesgar carne con cebolla y guacamole (Barbie et moi), pollo con curri y papas (Sil y Mane), y una pasta rellena (Pato). Todo muy bien elaborado a escasos pasos de nuestra mesa, en la cocina abierta regenteada por la dueña, camarera y chef.


Con la panza llena y el corazón contento, fuimos varias las que nos tildamos mirando el siguiente cartel:


Todas estamos pasando por momentos muy distintos e igualmente intensos en nuestras vidas. Eso de cruzar un puente nos compete a todas, algunas tenemos más pilas para hacerlo y otras un poco más de miedo. Pero después de esta cena, donde el principal ingrediente fue cocinado por nosotras mismas, creo que logramos cruzarlo todas juntas. Por lo pronto nos queda la gloria de haber podido coordinar una cena todas juntas y haber brindado por el feliz encuentro.


¡Muchas gracias chicas por este gran momento, único! ¡Las quiero con el alma! ¡Y muchas gracias Mariana por recibirnos tan bien y dejarme sacar las fotos!


Sifones y Dragones | Una cocina con mesas

hola@sifonesydragones.com.ar

D: Ciudad de la Paz 174

M: 15 4413-9871

H: De lunes a sábado, noche.


11 comentarios

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. que bueno que puedas vivir y expresar estos momentos tan especiales de esta manera tan pero tan linda , más allá del lugar donde se den...
    y si se dan en un lugar tan bonito.. mejor aún!
    besos, te quiero!

    ResponderEliminar
  3. hace años q mariana y favio vendieron sifones.

    ResponderEliminar
  4. Alto lugar.

    La única vez que sorprendí a mi doña con una salida gastronómica fue en Sifones, y quedé como un crack

    recomendado, muy

    ResponderEliminar
  5. Hermoso poder encontrarse, coordinar ganas y lugar...con los años esos encuentros toman un color especial.
    Hermoso lugar, hermoso encuentro imagino.

    Disfrute del fin de semana. Nos estamos viendo a nuestro regreso.
    Besos

    No me extrañen y si gano el changuito en violraviol que me esperen...

    ResponderEliminar
  6. GC,olvidate!, al chango lo gano yo!....si lo gano te lo cambio por esa lagartija a rayas que descansa en el ojo de Buey ó en su defecto por un par de remeras y tres Cds de tu marido ( se acercan las fiestas y necesito regalos para el arbolito).

    Con respecto al post de La Mariani , diré que estas mujeres desenfrenadas por gustos exquisitos y potenciadas por la algarabía de compartir horas inolvidables, se reúnen en un palacio de esmeraldas (sifones verdes) y esgrimen como pretexto oficial el brindis para sumergir en borbotones sus paladares de rubíes (vino tinto).....algo de todo eso es cierto (por el lugar digo)...es sabido que los Dragones encendían sus hocicos como sopletes porque rumiaban esmeraldas y estas producían chispas entre los dientes y las espadas de algún que otro guerrero que se hacia el polenta y quedaba mas triturado que cuenta del ANSES manejada por pingüinos.

    ResponderEliminar
  7. HOLA PRIMITA!!!! ME ENCANTO LA NOTA LAS FOTOS TODO YO TB TE QUIERO PERO MUCHISIMOOOOOOO, FUE UNA NOCHE DIVINA QUE SE REPITA EN ALGON OTRO LUGAR DE ESTE PLANETA
    TE QUIERO BESOS

    YO

    ResponderEliminar
  8. Qué lindo post, qué linda amistad :)
    besos
    pd. me debo ese lugar, pero este post me envalentona más para acordarme, en ese momento exacto en el que te disponés a salir, y terminás en el mismo lugar de siempre!
    Buen finde a todos y EL CHANGO ME LO GANO YO :)

    ResponderEliminar
  9. Anonimo, Mariana fue quien nos atendio y sigue al pie de los Sifones y Dragones

    ResponderEliminar
  10. q linda noche!!! Q lindo post!!! las quiero muchachas!!!!!!!! y a repetirlo pronto...

    ResponderEliminar
  11. tarrrrrrrde pero seguro, gracias por los comentariossss! a mis amigas: tenemos que repetirloooo, las adoro!!!!

    ResponderEliminar

For the love you bring won't mean a thing, unless you sing, sing, sing.

© Alma Singer
Diseño:Maira Gall.